integración paisajística de ENCE pontevedra

en proceso, concurso en dos fases – primer premio

lourizán, pontevedra / 2013 –

integración paisajística de ENCE pontevedra

en proceso, concurso en dos fases – primer premio

lourizán, pontevedra / 2013 –

txt

La Ría de Pontevedra es un espacio geográfico fascinante en el que confluyen realidades variadas y complejas, fruto de su particular orografía, pero también de la prolongada e intensa presencia del Hombre en un emplazamiento tan privilegiado. El complejo industrial de ENCE, dedicado a la fabricación de celulosa mediante la madera proveniente de bosques de gestión propia, ocupa una superficie aproximada de 40 Ha lo largo de casi 1,5 Km del margen sur de la Ría y supone un fuerte e incuestionable impacto paisajístico. ¿Es compatible con este entorno un espacio productivo como éste? Entendemos que para poder hacer conciliables el trabajo y la naturaleza en este lugar, deberían darse dos condiciones. La primera es recuperar el paisaje original del mismo, para lo cual se propone que el bosque, actualmente relegado a las crestas de los montes que acompañan a la Ría en su recorrido, recuperen su espacio perdido junto al agua: “invadir” con vegetación el recito industrial. La segunda consistiría en que no sólo la actividad productiva del recinto (que efectivamente lo está), sino también los materiales con los que se construye, provengan, limpiamente, del medio en el que se encuentra, de manera que se produzca una interacción positiva entre el paisaje, la actividad industrial y su propia imagen. …Construir con lo que se tiene como la mejor de las estrategias sostenibles: árboles y troncos, materiales y razón de ser tanto de ENCE como del paisaje.

+info

promotor : ENCE
arquitectos : marta orts – carlos trullenque
colaboradores : fernando carranza, estudiante de arquitectura – javier garcía, jesús santamans, ana villalba, arquitectos
estructura : ingenieros vigo

La Ría de Pontevedra es un espacio geográfico fascinante en el que confluyen realidades variadas y complejas, fruto de su particular orografía, pero también de la prolongada e intensa presencia del Hombre en un emplazamiento tan privilegiado. El complejo industrial de ENCE, dedicado a la fabricación de celulosa mediante la madera proveniente de bosques de gestión propia, ocupa una superficie aproximada de 40 Ha lo largo de casi 1,5 Km del margen sur de la Ría y supone un fuerte e incuestionable impacto paisajístico. ¿Es compatible con este entorno un espacio productivo como éste? Entendemos que para poder hacer conciliables el trabajo y la naturaleza en este lugar, deberían darse dos condiciones. La primera es recuperar el paisaje original del mismo, para lo cual se propone que el bosque, actualmente relegado a las crestas de los montes que acompañan a la Ría en su recorrido, recuperen su espacio perdido junto al agua: “invadir” con vegetación el recito industrial. La segunda consistiría en que no sólo la actividad productiva del recinto (que efectivamente lo está), sino también los materiales con los que se construye, provengan, limpiamente, del medio en el que se encuentra, de manera que se produzca una interacción positiva entre el paisaje, la actividad industrial y su propia imagen. …Construir con lo que se tiene como la mejor de las estrategias sostenibles: árboles y troncos, materiales y razón de ser tanto de ENCE como del paisaje.

promotor : ENCE
arquitectos : marta orts – carlos trullenque
colaboradores : fernando carranza, estudiante de arquitectura – javier garcía, jesús santamans, ana villalba, arquitectos
estructura : ingenieros vigo